¡Comparte para que podamos seguir ofreciendo contenido de calidad y gratuito!

Probablemente hayas escuchado anteriormente que necesitas escribir artículos conversacionales.

Ser más conversacional, significa crear un enlace de conexión con el lector, mantenerlos atraídos o interesados.

Y, lograr que tu blog se perciba más como una discusión que a una lectura.

Todo esto es cierto. Pero, hacer tus redacciones “más conversacionales” puede ser un tanto complicado.

Especialmente, si vienes de una educación superior en la universidad y estás acostumbrado a leer textos académicos.

Si tus posts tienden a sonar un tanto secos, lineales e incluso incómodos para leer…

Estas son 5 maneras simples para escribir artículos conversacionales

1. Sé directo con tu lector:

escribir-articulos-conversacionales

Escribe tu post como si hablaras con un lector en específico.

Imaginando a una persona en específico puede ayudarte – alguien que conoces en la vida real, o alguien que comenta regularmente en tu blog.

Hasta podrías imaginar que les estás enviando un email y dejando un post o comentario en su página de Facebook.

Usa palabras como “Yo” y “”.

Cuando blogueas, es totalmente aceptado hablar sobre tus experiencias personales, e invitar al lector a adentrarse al post.

Aquí un texto de ejemplo:

  • “Si tu página ha sido hackeada, no te preocupes.
  • Siguiendo estos tips podrás fortalecer tu sitio y mandar a los pseudo hackers a su casa.
  • Si actúas lo antes posible, el tráfico SEO de tu página de WordPress, junto a tu reputación, se pueden recuperar dentro las próximas 24 horas.”

Escribe contenidos claros y más conversacionales sobre los problemas del lector.

Escritos atractivos y fáciles de leer:

Es como tener a tu amigo en el teléfono que te está ayudando a arreglar algún problema.

Procura hablar de “” en vez de “usted” o “ustedes”.

Si, probablemente tengas más de un lector. Pero cada uno de ellos vivirá una experiencia diferente leyendo tu blog.

Evita escribir “algunos de ustedes” al menos que deliberadamente intentes crear un ambiente grupal. (Tal vez en un curso online).

2. Utiliza un estilo informal:

Existen múltiples estilos de escritura o redacción, que van desde lo muy formal hasta lo muy informal.

Aquí algunos ejemplos de estilos más conversacionales:

  • Muy formal:

“Está prohibido para los usuarios distribuir, duplicar, copiar, descargar, vender o explotar con cualquier propósito ninguna parte de este sitio sin el consentimiento previo por escrito.”

  • Formal:

“Tu garantía de reembolso aplica por 30 días hábiles a partir de la fecha de compra. Para solicitar un reembolso, completa el cuestionario incluyendo tu número de referencia.”

  • Neutral:

“Una vez que te inscribas al newsletter, te llegará un mail de confirmación. Ábrelo, haz clic en el link y quedarás inscrito para recibir correos semanalmente.”

  • Informal:

“Hey Susana, ¿podrías enviarme el link de Neetwork o algo así que mencionaste en la mañana? ¡Gracias!”

  • Muy Informal:

Nos vemos amigos. Salu2!

Con tu blog, generalmente es correcto buscar un acercamiento informal (o al menos neutral), igual a como enviarías un email a un amigo.

Esto te muestra cálido y accesible.

Normalmente, usarás:

  • Contracciones: (ej. “Al” en vez de “A la” o “a el”).
  • Lenguaje claro y directo (“dar” en vez de “propiciar” o “coadyuvar”).
  • Frases comunes: (“¡Vale, ya ha quedado listo!”).
  • Modismos, si cuadra con tu estilo (échame la mano, Tqm.).
  • Oraciones y párrafos cortos.
  • Oraciones con gramática imprecisa (ej. empezar una oración con “Y”).

Deberás dar un buen vistazo a algunos de los blogs que sigues y ver que estrategia usan para escribir artículos conversacionales:

  • ¿Cómo es que crean ese sentido de empatía con su lenguaje?
  • ¿Cómo reescribirías una parte de su post para hacerlo más o menos informal?
  • ¿Qué palabras o frases cambiarías?

3. Dale al lector un espacio para responder:

Las conversaciones son hacia ambos lados, lo que significa dar oportunidad a tus lectores de comentar.dale tiempo de responder

Si decides no dar la opción de comentar en tu blog, podrías considerar abrir otro lugar para que los lectores se puedan involucrar.

Como una página o grupo en Facebook.

Practica escribir artículos conversacionales con mayor frecuencia

Cuando escribas un post, no tengas la necesidad de ser quien tiene la última palabra. No tienes que llegar a la conclusión de todo.

Está bien decir que todavía estás considerando posibilidades sobre un tema en particular, o que seguirás investigando.

Esto le dará al lector, la oportunidad de opinar con su experiencia personal o estudios previos.

A menudo, puedes simplemente pedir a los lectores aportaciones.

Por ejemplo, si has escrito “10 maneras de pasarlo genial blogueando”, pide opiniones, ideas, aportaciones en los comentarios.

Algunas personas no lo harán hasta sentirse invitados, idealmente con una pregunta de qué agregarían al post:

(ej. “¿Conoces alguna otra manera divertida?”).

Nota: Si no te sientes seguro acerca del valor que te podrían dar los comentarios, recuerda, no se trata solo sobre tus lectores aprendiendo de tu blog.

Algunos de mis mejores ideas para mi blog, vienen de solicitudes o comentarios de mis lectores.

Muchos de esos comentarios, me han puesto a recapacitar e idear sobre más de un tema.

No existe “la manera correcta de hacer un blog”, y algunos blogs serán más comentados que otros.

Si quieres crear posts con más comentarios, sentimiento de empatía y participación por parte de los lectores, encuentra la oportunidad de:

  • Utiliza “Tú” y “Yo”. Exprésate directamente hacia tu lector, y comparte tus experiencias cuando sea apropiado.
  • Exprésate de una manera un tanto informal.
  • No te preocupes por ser “totalmente correcto” – Deja fluir tu estilo, deja salir tu voz.
  • Inicia la conversación invitando a los lectores a opinar o comentar, invítalos a visitar tu página de Facebook (o unirse a tu grupo de Facebook).

4. Agrega personalidad

Piensa en tus amigos o colegas favoritos. ¿Por qué disfrutas hablar con ellos?

Seguro son las pequeñas historias que compartes. Podrías discutir una mala decisión del árbitro en el partido del domingo, la película a la que fuiste ayer o dónde puedes conseguir el mejor filete.

Tus amigos hablan de temás que van más allá de su especialidad.

Es lo mismo con tu contenido. Si solo discutes tu tema de experiencia, se muestra como un experto unidimensional. Es un poco aburrido.

Piense en cómo puede inyectar su personalidad en las publicaciones de su blog, correos electrónicos o copia de ventas:

  • Comparte los errores que has cometido para que sus lectores puedan aprender de ellos.
  • Usa una anécdota personal para ilustrar un punto.
  • Crea tu propio estilo de metáforas.
  • Dile a los lectores por qué estás en tu misión de cambiar el mundo.
  • Agrega una experiencia personal, incluso si es un comentario no relacionado sobre el clima o su último viaje en bicicleta.

Cuando agregas un poco de ti mismo sobre tu contenido, los lectores te conocen. Es entonces cuando escribir artículos conversacionales empieza a tener sentido.

“Sí, mi fin de semana fue bueno. Mi hermana vino de los Países Bajos. Afortunadamente, el clima era bueno “.

5. Acorta tus oraciones

escribir-articulos-conversacionales-1Un tono de voz estándar a menudo suena aburrido y robótico,. Un tono académico también crea una cierta distancia, como si despreciaras a tus lectores.

Ambos estilos tienden a usar oraciones difíciles de manejar, y esas oraciones largas son difíciles de leer. Para que puedas escribir artículos conversacionales, corta las frases largas.

Aquí hay una larga oración académica:

  • Presentarse solo como un experto lo convierte en unidimensional, pero cuando cuenta historias cortas sobre usted además de compartir sus conocimientos, se convierte en un ser humano multidimensional y se convierte en una persona más fascinante ante los ojos de su lector.

Uf. ¿Te quedaste sin aliento? Son cuarenta palabras en una oración.

Aquí está la versión conversacional con solo nueve palabras por oración en promedio:

  • Presentarte solo como un experto te hace unidimensional. Quizás incluso un poco aburrido. Pero cuando cuentas pequeñas historias sobre ti, tus pasatiempos y tu vida, te conviertes en un verdadero ser humano. Te vuelves más fascinante.

En la escuela primaria, recibimos elogios por usar palabras difíciles para escribir oraciones complicadas. En la universidad, leemos oraciones detalladas rellenas de palabras derivadas del latín y el griego.

Así aprendimos a escribir para impresionar.

No aprendimos cómo comunicar nuestro mensaje, escribir con claridad y ser persuasivos. Para involucrar a nuestros lectores, debemos desaprender lo que aprendimos en la escuela.

Pon a tus lectores primero. Haz tu mensaje simple. Corta tus oraciones.

“Bonita camisa que llevas puesta. Me gusta el color. Te queda bien.”

¿Has intentado hacer tu blog más conversacional? ¿O lo tienes en mente?

De cualquier manera, compártenos tu experiencia y tips en el tema.

Como puedes ver, todo el contenido educativo que creamos para nuestros alumnos es de muy alta calidad.

Si eres Alumno TEMPORAL en Neetwork te recomendamos que te cambies cuanto antes a Alumno VIP. 

Ya que pronto se acabarán las plazas.

Para ser Alumno PREMIUM simplemente tienes que comprar uno de nuestros hosting recomendados desde apenas 36 dólares o si prefieres directamente comprar la Membresía VIP por 95 dólares.

Por unos cuantos dólares que te gastas en cualquier otra cosa, puedes tener formación actualizada de por vida en marketing digital y ser Miembro Vitalicio de la mejor Escuela de Negocios Digitales en español.

¡No pierdas esta oportunidad!