¡Comparte para que podamos seguir ofreciendo contenido de calidad y gratuito!

Los puestos más importantes en una empresa

Los puestos en una empresa, definirán su rango de alcance, y están sujetos a variación, por la naturaleza propia de la compañía, pues no es lo mismo una empresa orientada al desarrollo de aplicaciones para teléfonos móviles, a una empresa dedicada a la venta de motores para yates.

Un alto porcentaje del éxito de cualquier emprendimiento, depende de forma intrínseca en la capacidad de gestión, pues una excelente idea, con grandes posibilidades, puede ser totalmente condenada al fracaso si no posee el enfoque correcto, ni su crecimiento es impulsado por las personas correctas en cada área relativa a su desarrollo.

Sin embargo, en estas líneas, podemos desarrollar ampliamente, los puestos en una empresa totalmente necesarios, que formarán el perfecto aparato de gestión que, sin lugar a dudas, llevará sus ideas y emprendimientos, del punto de partida, al éxito esperado.

La separación de funciones, e independencia de operaciones, serán atributos fundamentales en el funcionamiento de una empresa exitosa, sin embargo, el equilibrio del ecosistema corporativo dependerá del correcto flujo de información entre cada división de la compañía. Partiendo de esta premisa, el primero de los puestos en una empresa es:

  1. Director de Información

El director de información será el personaje encargado de la recopilación de información general, y elemental para el desarrollo de cada proceso de creación de los productos empresariales. Englobando aspectos técnicos, financieros, mercadotécnicos, tecnológicos y humanos.

Información sobre puestos en una empresa.

La dirección de información siempre cubrirá el primero de los puestos en una empresa de éxito.

Tras la recopilación de esa información, realizar el respectivo procesamiento y entrega de datos elementales a cada dirección, proporcionando un punto de partida único y certero a cada responsable de las áreas de desarrollo, aumentando así las posibilidades de éxito, y reduciendo las posibilidades de desatinos en decisiones futuras.

Naturalmente, el motor de cualquier emprendimiento, es el capital financiero a disposición.

Sin embargo, una buena orientación administrativa, es muy clave en este sentido, y debe estar acompañado de una figura creativa, que, con una formidable visión de negocios y planes estratégicos globales, enfocados en la máxima productividad colectiva, recopile los elementos generales, ya proporcionados por la dirección de información, y fije un rumbo, en el que todo el equipo enfocará sus esfuerzos. Esa es la dirección ejecutiva.

El más importante de los puestos en una empresa es el:

  1. Director Ejecutivo

De esta figura, depende el rumbo que elegirá la compañía, el enfoque de sus productos, y sus objetivos. Esto, hablando en términos de gestión. Su participación en la administración financiera de la empresa es total, pues de la planeación financiera será posible determinar los diferentes objetivos a plantear en cada uno de los planes de la empresa.

Esta dirección es la órbita de la empresa. El resto de los departamentos corporativos giran en torno a la línea de trabajo generada desde la dirección ejecutiva.

La creación de planes, es el génesis de los proyectos empresariales, y son éstos su alma y horizonte, sin embargo, la ejecución de los planes es lo que separa a las expectativas de la realidad. La supervisión, y realización de las operaciones en todos los puestos en una empresa, dependerán, primeramente, de la dirección de operaciones.

  1. Director de Operaciones

Cuando los planes son trazados, y las líneas de trabajo definidas, el siguiente paso es la realización, y, esto es traducible, en operatividad.

Líneas de trabajo en los puestos de una empresa.

Las líneas de trabajo y operaciones, siempre deberán enfocarse en objetivos globales.

La operatividad en una compañía será el mayor termómetro de su éxito o de su fracaso.

Una alta operatividad, asegurará una alta producción, acompañada de la consecución de objetivos y bienestar general para cada elemento de la empresa.

Por ello, el director de operaciones, tiene una responsabilidad, casi tan alta como el director ejecutivo. Su función es que lo abstracto sea perceptible a través de progresos tangibles y realización de objetivos.

Cuando el enfoque de la compañía ya es una materia definida, también está definido su público y sus rangos de alcance en cuanto a ventas, y su margen de éxito es calculable. Sin embargo, el primer paso para la obtención de ventas, es hacer conocer los productos y servicios a ofrecer, teniendo como fondo, una imagen de seguridad, solidez y cercanía con el público.

La familiarización y creación de la imagen de ventas, es el objetivo del Director de Marketing. Uno de los principales puestos en una empresa.

  1. Director de Marketing

¿A quiénes llegar? ¿Cómo llegarles? Tales son las preguntas, que día tras día debe responder un director de Marketing.

Si un producto, no es vendido, fracasa, aunque su innovación sea por mucho notoria, y esté creado con los más altos estándares. Crear una imagen óptima en todos los sentidos de cada producto de una compañía es dependiente del Marketing, y jamás olvidemos que la imagen corporativa es el mayor soporte a cualquier producto o servicio.

El marketing ocupa siempre importantes puestos en una empresa.

El marketing se ha convertido en una faceta elemental de la vida en el Internet.

Un Marketing excepcional es la única distancia existente entre una imagen dudosa, y una percepción sólida e incuestionable.

Este éxito es una tarea compartida entre la dirección de mercadeo, y otro de los importantes puestos en una empresa: La dirección de ventas, de la que justo ahora hablaremos.

Vender, es quizás el último eslabón de la larga cadena de creación, operación y producción, y es sin lugar a dudas, el objetivo de todas las empresas.

Vender es traducir el esfuerzo y dedicación de cada elemento, en un logro tangible. Y, aunque, dependen mucho del Marketing, las ventas en su más pura esencia, son un arte especial, que debe ser ejecutado por los mejores artistas, con un rol fundamental en puestos de una empresa, el Director de Ventas, es el mayor hacedor de este arte.

  1. Director de Ventas

Guiar, formar, motivar, potenciar y liderar al equipo de ventas, son sus principales funciones.

Un vendedor efectivo, debe crear confianza en el cliente, y esto sólo es seguro a través de la seguridad emanada en cada palabra y en la transmisión exitosa de ideas. Un director de ventas de primera, siempre logrará sacar lo mejor de cada uno de sus elementos, motivándolos y creando una atmósfera de confianza en su ambiente, y por supuesto, predicando con el ejemplo.

Los mejores vendedores poseen siempre importantes puestos en una empresa.

Las ventas son la principal fuente de ingresos en las corporaciones.

Si no hay una necesidad, que sea capaz de crearla.

Pues es posible, venderle un aire acondicionado a un esquimal. Solo debes decirle que lo instale al revés…

Es menester que hablemos ahora, de los puestos en una empresa, que se enfocan en el bienestar de cada uno de sus empleados.

Un fundamento esencial para cualquier corporación, será dar a sus empleados la mayor suma de bienestar y felicidad posible, colocando a cada quién en el lugar en el que mejor rinde, y brindándole las mayores comodidades. Un empleado despreocupado y feliz con su labor, produce el triple que un empleado incómodo e insatisfecho con sus roles.

En cuanto al funcionamiento interno, de los puestos en una empresa más importantes es el:

  1. Director de Recursos Humanos

El activo más valioso de cualquier empresa, es su personal.

Por ello, la labor del director de recursos humanos, es tremendamente importante, pues su análisis y estudio de las capacidades y debilidades del personal, y su posterior designación en el área de trabajo más idónea, definirán la felicidad, satisfacción o desdén de cada empleado.

Los empleados satisfechos aseguran que los puestos en una empresa ya cubiertos, brinden un 100% de efectividad.

Empleados felices, garantizan clientes felices.

Mucho de su trabajo siempre será conversar constantemente con todos los directores de cada área, y con cada empleado, para recoger constantemente impresiones y recomendaciones, que vayan siempre en pro del crecimiento laboral de cada trabajador, que en el día a día, su única traducción será el crecimiento colectivo de la empresa. Sin ninguna dilación.

Aunque nos desarrollemos en el ámbito de trabajo idóneo y soñado, es necesario que cada elemento físico e intangible necesario para llevar a cabo nuestra tarea con el más alto de los estándares, esté siempre a nuestra disposición, y si nuestras necesidades en pro de la operatividad evolucionan de manera constante, un grupo de responsables debe seguir y satisfacer esas necesidades, con la mayor presteza posible.

Por ende, en los puestos de una empresa, jamás se deberá prescindir del director de logística.

  1. Director de Logística

Su horizonte, siempre será proveer a cada empleado de todos y cada uno de los elementos que serán necesarios en la implementación de sus conocimientos y la ejecución de sus tareas. Dándole acceso a las mayores comodidades posibles, y a la personalización total de su entorno, tanto como sea posible.

Está comprobado, en diversos estudios científicos que la comodidad, amplia en un 32% la efectividad laboral. Tener un departamento dedicado de forma exclusiva a la logística necesaria para la comodidad de cada empleado, es por mucho, fundamental.

La tecnología avanza de forma avasallante día tras día, y con un ritmo sin dudas indetenible.

Cada proceso que realizamos en nuestra vida cotidiana, poco a poco es cada vez más simplificado por los abundantes avances técnicos crecientes en todos los campos.

La logística debe cubrir muchos puestos en una empresa.

La logística determina las condiciones de ejecución en las diversas tareas de cada empleado.

Por ende, una corporación que mira hacia el éxito constante y el crecimiento indetenible, le resulta imprescindible una dirección de desarrollo tecnológico. Por ello, en nuestra lista de los más importantes puestos en una empresa, consideramos infaltable la presencia del director de desarrollo tecnológico.

  1. Director de Desarrollo Tecnológico

Cada proceso productivo, en cualquier ámbito, se hace cada vez más realizable, y cada vez requiere la menor suma de esfuerzo humano. El trabajo del director de desarrollo tecnológico, es la implementación de las nuevas tecnologías en el desarrollo operacional de la empresa.

El desarrollo e implementación de nuevas tecnologías ocuparán capitales puestos en una empresa.

El constante desarrollo tecnológico asegura el éxito de todos los planes a largo plazo.

Mantenerse a la vanguardia es esencial para cualquier empresa. Ser capaces de responder a las nuevas necesidades y gustos del público es un asunto fundamental para una corporación, y el desarrollo tecnológico es el pilar del avance en este sentido.

La distribución de capital, es la distribución del poder en una compañía, pues el dinero es el motor de la producción, en muchos sentidos.

Por ello, la necesidad de un especialista financiero, que trabaje constantemente de la mano con la dirección ejecutiva y de operaciones, que distribuya de forma apropiada y precisa los recursos económicos de la empresa en los diferentes planes estratégicos y objetivos trazados. Un especialista en esta área, siempre deberá poseer uno de los más relevantes puestos en una empresa.

  1. Director de Finanzas

El director de finanzas es el responsable de la distribución correcta de los fondos de la empresa, la auditoría, registro y contabilidad en cada orden de gestión.

En su rol de especialista, el peso de las decisiones financieras está sobre él, y de su visión, dependerán en muchos aspectos todas las direcciones, pues en la asignación de recursos siempre predominará el orden de importancia, susceptible a la naturaleza de cada proyecto. La determinación de estas asignaciones debe estar basada en sus investigaciones.

El director de finanzas es uno de los más relevantes puestos en una empresa.

El director de finanzas siempre enfocará sus decisiones en pro del crecimiento global de la empresa.

El enriquecimiento o endeudamiento dependerá de sus decisiones.

Cada uno de los puestos en una empresa, en sus diversas responsabilidades y naturalezas, comparten el deber de mantener el equilibrio de un ecosistema productivo, que con la colaboración de todos sus elementos, conseguirá de forma sistemática su crecimiento y evolución.

Y, cumplen con el objeto de cubrir constantemente de forma absoluta las necesidades del público que atiende, y de brindar oportunidades de desarrollo a sus propios empleados, asegurando de forma indudable el éxito y su continuación de forma perenne.

Esperamos que nuestro artículo sobre los puestos en una empresa más importantes, te sirva de mucho para llevar a cabo todos tus emprendimientos, de forma concisa, objetiva y planificada.